Leucemia felina

La leucemia de los gatos es causada por el virus de la leucemia felina FeLV. Ese virus ataca el sistema inmunológico y también ataca los distintos órganos del gato, ese virus produce distintos tipos de cáncer y otras enfermedades inmunológicas.
El virus de la leucemia felina es de la familia del VIH, que produce el sida en las personas, pero como es un retrovirus  ataca a una especie en particular y no contagia al hombre, ni a ningún otro animal que no sea un gato.
El virus de la leucemia felina es muy contagioso entre los gatos y se contagia de distintas maneras, por la saliva, la orina, las heces, las secreciones nasales,  las lágrimas, y la sangre de los gatos que están infectados.
Las madres portadoras del virus pueden contagiar de leucemia felina a sus hijos en la placenta o luego con la leche cuando están amamantando.
Cuando un gato que tiene leucemia se pelea con otro, cuando lo muerde lo puede contagiar.
Los mosquitos y las pulgas pueden ser elementos que trasmiten la enfermedad picando a un gato enfermo  y luego picando a otro gato sano.
También se pueden contagiar cuando un gato con el virus toma agua o come en un comedero y luego come otro en el mismo lugar.
El gato puede infectarse con el virus y no enfermarse porque el sistema inmunológico,  elimina el virus.
El virus de la leucemia felina no se trasmite por el aire.
Según los estudio el virus no sobrevive en el ambiente y cualquier desinfectante lo elimina.
Los gatos infectados deben ser estrictamente controlados por médicos veterinarios, por la enfermedad y por posibles complicaciones.

Escrito por | 28 de agosto de 2011 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta