Cepillado de dientes de perros

Es muy importante que las mascotas tengan desarrollado el hábito de que le laven los dientes. Ese cuidado se le debe brindar desde pequeño, para que sea un acto agradable, y pronto se acostumbrará, pero siempre hay que recompensarlo. Se debe comenzar  tranquilizando al perro y realizar la tarea lentamente.
Siempre hay que saber el estado de la boca del perro, porque si tiene algo que le produce dolor, puede tener alguna reacción agresiva.
Primero deben probar la pasta, luego se comenzará el cepillado, que se puede comenzar con el cepillo de dedo, para luego pasar al cepillo común.
Se recomienda usar para la higiene un cepillo extra suave, o una esponja, o una almohadilla, siempre del tamaño de la boca del perro. Se puede usar el cepillo según esté en ese momento las encías del perro.
Los cepillos ultra suaves están diseñados para la boca de la mascota. Las esponjas dentales tienen mango y son más suaves que los cepillos. Las almohadillas son especiales para quitar lo que queda en las encías, pero no son tan fuertes como los cepillos.
El cepillado se comienza desde la encía hasta la punta del diente, debe realizarse periódicamente.
Si es grande el perro y nunca se ha cepillado los dientes, es mejor llevarlo al veterinario para que se los limpie con anestesia.
La higiene dental es muy importante para evitar el sarro dental, la placa, las enfermedades periodontales, y otras que muchas veces les hace perder algunos dientes.
La pasta de dientes debe ser para mascotas con los componentes que necesita, con clorhexidina, hexametafosfato, o gluconato de zinc, nunca se debe usar pasta dental para personas.

Escrito por | 9 de septiembre de 2011 con 0 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta