Cuidado del pelo de la raza Scottish Terrier

La raza Scottish Terrier pertenece a los perros de pelo duro y abundante, es difícil cuidarle el pelo en la casa, por eso lo más recomendado es llevarlo a la peluquería canina y se le debe realizar stripping, (un rapado ajustado del pelo del lomo y el cepillado de los pelos de la cara hacia delante), es mejor sacarle el pelo del cuerpo a mano o con cuchillas de trimming para favorecer el proceso de muda del pelo, que  no se cae solo. El trimming se comienza por el lomo donde el pelo tiene dos o tres centímetros.
El pelo del Scottish Terrier es duro, apretado, largo y el subpelo es corto, suave, y denso, su arreglo se comienza sacando los pelos más largos y sobresalientes. Aunque se usa el stripping, también se puede usar la máquina en algunas zonas del cuerpo como las mejillas, el pecho, las orejas que casi no tienen pelo, en la zona posterior al cráneo, en el occipital.
Se debe comenzar cepillando todo el pelo del perro y después se le pasa el peine, para asegurarse que no quedan nudos.
Si hay nudos se deben desenredar ayudados con un peine corta nudos, o abriéndolos con los dedos, al mismo tiempo se debe poner la otra mano sobre la piel del perro, para evitar tirones innecesarios. Cuando se están desenredando los nudos no tiene importancia la dirección del cepillado.
La cola se debe afeitar para que permanezca puntiaguda. Al pecho y al vientre se le debe cortar el pelo pero no se debe rapar.
Los  colores del manto de pelo son varios, el más común es el negro pero pueden haber jaspeados, gris, arena, y trigueño.
La piel del Scottish Terrier es sensible.

Escrito por Rasge | 9 de Febrero de 2012 con 0 comentarios.
Etiquetas:
Lee más artículos sobre Consejos y Perros

Random Posts

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta